/

Perico León, la leyenda del fútbol peruano que deja una gran huella

Comenzar

Pedro Pablo «Perico» León dejó de existir a los 76 años, pero deja en su paso por el fútbol grandes e imborrables recuerdos. Es considerado una de las máximas glorias del balompié nacional destacando con nitidez en Alianza Lima y la selección, en los que es ensalzado como el mejor delantero de la historia del Perú.

Quienes vieron jugar a Perico León lo consideran como el mejor punta de la historia de Alianza Lima, porque aseguran que era potente y tenía una habilidad muy poco común para asociarse mediante paredes con sus compañeros en espacios reducidos, incluso en el área chica.

A su potencia en el área siempre le inyectaba habilidad a sus jugadas, que lo convertían en un delantero completo.

El club que lo vio nacer para el fútbol fue Alianza Lima. Con la camiseta «blanquiazul» hizo su debut en la Primera División en 1960. Siempre se destacó por su habilidad, picardía y por anotar goles de gran factura, que hacía vibrar a la hinchada.

Con Alianza Lima fue campeón de la Liga peruana de fútbol en 1962, 1963 y 1965. Con los «íntimos» marcó más de 110 goles incluido los 5 goles que anotó en un solo partido frente a Sportivo Huracán.

En la segunda mitad de la década de los 60 conformó la mejor delantera «blanquiazul» de la historia, bautizada como «El Nuevo Rodillo Negro», junto a Julio «El Tanque» Baylón, Víctor «Pitín» Zegarra, Teófilo «Nene» Cubillas y Luis «Babalú» Martínez.

También llevó sus goles al extranjero. En 1971 fue transferido al Barcelona de Guayaquil, que entonces formaba un megaproyecto, y allí hizo una letal dupla de ataque con el destacado jugador ecuatoriano Alberto Spencer.

Con aquel equipo logró el título de la Liga ecuatoriana en su primera temporada con la camiseta del Barcelona de Guayaquil y fue el segundo máximo goleador del torneo en 1972.

Al año siguiente regresó a Alianza Lima; luego jugó por Juan Aurich, Unión Tumán y Deportivo Municipal donde se desempeñó como técnico-jugador.

Finalmente, en 1978 emigró al fútbol venezolano para jugar por el Deportivo Galicia, donde mostró destellos de su clase para retirarse en 1980.

Goles para la selección

Con la selección peruana marcó su debut en la Copa América de 1963, que se jugó en Bolivia. Su primer partido con la divisa peruana fue el 10 de marzo de 1963 en el empate de Perú ante Brasil en la ciudad de Cochabamba.

Sus dos goles en ese torneo lo llevaron a catapultarse como el titular indiscutido centro delantero de la Blanquirroja.

«Perico» León estuvo en tres eliminatorias sudamericanas mundialistas: 1965 para el Mundial de Inglaterra; 1969 para el Mundial de México 70 y 1973 para el Mundial de Alemania 1974, aquí solo fue suplente. Jugó 8 partidos e hizo 4 goles.

Pero con la camiseta peruana jugó en total 49 partidos oficiales y anotó 15 goles.

Se le recuerda porque fue la gran figura en la eliminación de Argentina a manos de Perú en 1969. Jugó su último partido el 28 de marzo de 1973, en el partido que Perú venció a Paraguay por 1-0 en Lima.

Pedro Pablo -le pusieron ese nombre porque nació el 29 de junio de 1943, día que se conmemora la fiesta de San Pedro y San Pablo- fue comparado con Pelé por su gran dominio con el balón y su habilidad para anotar golazos.

Vivió muchos años en Estados Unidos y regresó hace poco al Perú, país que lo vio nacer y convertirse en una leyenda del balompié nacional.

Deja tu Opinión :

Lo último en Deportes