Secretario General de la ONU lamenta muerte de Javier Pérez de Cuéllar

Comenzar

Antonio Guterres, secretario general de la Organizaciones de Naciones Unidas (ONU), manifestó su profunda tristeza por la muerte de Javier Pérez de Cuéllar y expresó su sentido pésame a la familia del embajador y al pueblo peruano.

«Era un estadista consumado, un diplomático comprometido y una inspiración personal que dejó un profundo impacto en las Naciones Unidas y nuestro mundo», señaló Guterres en una declaración que publicó en su cuenta de Twitter.

Mencionó que la vida de Pérez de Cuéllar abarcó no solo un siglo, sino también toda la historia de las Naciones Unidas, desde su participación en la primera reunión de la Asamblea General en 1946.

Guterres expresó su más sentido pésame a la familia del embajador, al pueblo peruano y a las personas, «cuyas vidas fueron tocadas por un notable y compasivo líder mundial que dejó a nuestro mundo en un lugar mucho mejor».

El diplomático peruano y exsecretario general de la ONU falleció la noche del miércoles, confirmó su hijo Francisco Pérez de Cuéllar.

El velatorio se realizará en el Palacio de Torre Tagle hoy viernes a partir de las 10.30 horas y mañana sábado tendrá lugar el entierro en el cementerio Presbítero Maestro.

ONU de luto

La Organización de Naciones Unidas (ONU) expresó su pena por el sensible fallecimiento, a los 100 años, del exsecretario general de este organismo, Javier Pérez de Cuéllar, y destacó su trayectoria a favor de la paz mundial a través de un sentido vídeo.

En su portal Noticias ONU, refiere que Pérez de Cuéllar se desempeñó como el quinto secretario general del organismo y fue alabado por su capacidad para fomentar el diálogo y por liderar la Organización durante una turbulenta década.

«(…) Ha fallecido este miércoles a los 100 años. El peruano Javier Pérez de Cuéllar fue el primer y, hasta ahora, único latinoamericano en llegar a secretario general de la ONU», señala en su cuenta de Twitter.

La nota recuerda que en 1982, su mandato como secretario general comenzó con las intensas negociaciones entre el Reino Unido y Argentina sobre la soberanía de las islas Falkland/Malvinas. Pérez de Cuéllar perseveró a pesar de los numerosos retos y, al referirse a las conversaciones de paz, dijo la famosa frase “el paciente está en cuidados intensivos, pero todavía está vivo”. 

A pesar de que tenía problemas de salud, aceptó un segundo mandato. En su discurso de aceptación de 1986, y dada la crisis financiera que atravesaba la Organización, dijo que “declinar en tales circunstancias habría sido equivalente a abandonar un deber moral hacia la ONU”.  

La “difícil situación” de la ONU otorgaba una “oportunidad creativa para la renovación y las reformas”, aseguró, reiterando su “inquebrantable fe” en la “validez” de la Organización.  

Deja tu Opinión :

Lo último en Internacionales