Fieles contarán con mayor seguridad durante peregrinaje al santuario de Yauca

– Gore Ica destinó más de cien mil soles para la señalización y mantenimiento de las dos vías que conducen a recinto religioso.

Como todos los años, la fiesta y peregrinación al santuario de la Virgen del Rosario de Yauca convoca a más de 30 mil fieles, quienes recorren el gran arenal por la devoción que tienen a su santa patrona. Esta vez ya no será necesario desplazarse masivamente por el desierto, luego que el gobierno regional dispusiera la señalización y mantenimiento de las dos vías que conducen al templo.

“Desde la víspera iniciamos los trabajos de rehabilitación, mantenimiento y señalización de las dos únicas vías departamentales que conducen al santuario. El gobierno regional dispuso una partida de S/ 102 mil soles para los trabajos, con la finalidad de brindar mayor seguridad a los peregrinos y mayores facilidades para el desplazamiento de los conductores”, señaló el director regional de Transportes, Carlos Martínez Hernández.

De las dos vías departamentales que conducen al santuario, la 107 se encuentra asfaltada pero se realizarán trabajos de rehabilitación, mantenimiento y señalización, que otorgarán mayor seguridad a los peregrinos; mientras que  la 106 es una carretera afirmada pero que en la actualidad se encuentra en lamentable estado, la maquinaria ejecutará el nivelado de los 8 kilómetros de vía que se encuentra encalaminada y genera serias dificultades a los conductores de vehículos.

Tras concluir con la supervisión de los trabajos en ese sector, el director de Transportes, Carlos Martínez, y el alcalde de Yauca del Rosario, Nilton Peves, se dirigieron a la plaza principal del distrito, frente al santuario, donde los esperaban el prefecto regional, Luis Escate Espinoza; el fiscal de Prevención del Delito, Dr. Pedro del Carpio; el comisario de la zona, los miembros del Comité Distrital de  Seguridad Ciudadana de este distrito y funcionarios municipales para determinar las medidas de seguridad y salud para los fieles, así como el reordenamiento del comercio que ofrecerán todo tipo de productos.

El prefecto Luis Escate, señaló que desde las novenas -que se inician la próxima semana- hasta el día central, que es el 6 de octubre, más de 200 efectivos policiales y 150 miembros del Serenazgo custodiarán las principales vías, así como velarán por la seguridad de los devotos que masivamente se congregarán ese día.

Seguidamente, reveló que no se va permitir que los comerciantes se apoderen de la plaza principal, que luce hermosa y que con tanto esfuerzo se construyó en el 2013.

Deja tu Opinión :