CAPATUR pide al Estado concluir con el mejoramiento de vías de acceso al aeropuerto de Pisco

– Para lograr la real operatividad de terminal aéreo y así los agroexportadores logren optimizar su gestión comercial.
También exige que el servicio aéreo Pisco – Cusco – Pisco, que se ofrece de manera estacional, sea cambiado por un servicio anual.

El presidente de la Cámara de Turismo y Comercio Exterior de Paracas (Capatur), Eduardo Jáuregui, pidió al Estado utilizar los US$3 millones a fin de mejorar las vías de acceso al aeropuerto internacional “Capitán FAP Renán Elías Olivera” de Pisco y facilite el ingreso de los camiones de carga al terminal aéreo con sus productos para ser exportados.

“Dicha inversión representa el mejoramiento y asfalto, cambiar las redes eléctricas para transformarla en una moderna vía que será utilizada por camiones de cinco, diez, 15 o 20 toneladas”, precisó el dirigente empresarial.

Agregó que esas vías son públicas y es responsabilidad del Estado en concluir con esos accesos viales al aeropuerto pisqueño.

En la reunión que los directivos de Capatur sostuvieron recientemente con los representantes de Aeropuertos del Perú (ADP), Jáuregui reveló que la empresa concesionaria propuso mejorar dicha vía a través del mecanismo “Obras por Impuestos”, pero el gobierno regional de Ica rechazó la propuesta, sin considerar que este terminal aéreo suma al desarrollo regional y del comercio exterior del país.

“En este momento estamos de brazos cruzados ya que el Estado no ha concluido con el mejoramiento de las vías de acceso”, refirió el titular de Capatur.

Reducción de costos

Sobre el ahorro en costos para el agroexportador de perecibles (espárragos, arándanos y uva) que utiliza hoy el aeropuerto del Callao para transportar sus productos al extranjero por vía aérea, el vicepresidente de Comercio Exterior de Capatur, Jaime Galván Drago, estimó que para el transporte marítimo, vía el Puerto de Pisco, el ahorro es de unos US$500 dólares por contenedor.

En el caso de la carga aérea, precisó que la cifra (de ahorro) puede ser mayor dado que los volúmenes que podrían transportarse dentro de la región Ica (principal productor) al terminal aéreo de Pisco brindarían la facilidad de trasladar menores volúmenes y con ello, lograr un flujo controlado y de mayor eficiencia.

“Lo más importante de esto, aparte del ahorro económico, es que el agroexportador tendrá la visibilidad de la carga. En otras palabras, podría controlar su operación (cadena de frío) y ser más eficiente en un mercado en que el costo del traslado aéreo es mucho más caro que el transporte vía marítima”, puntualizó el representante de Capatur.

Adicionalmente, Galván Drago manifestó que, en el tema aéreo, es sumamente importante considerar que la carga de importación podría trasladarse vía terrestre al Callao u algún terminal aéreo privado, y el avión no tendría que congestionar al “ya congestionado” aeropuerto internacional “Jorge Chávez”, siendo Pisco el lógico hub de carga.

“Siendo hoy un tema crítico los sobrecostos de transporte y tráfico con las limitaciones del Pico y Placa para los transportistas, resulta de vital importancia brindar esta salida alterna por Pisco y que este aeropuerto -ya construido- descentralice y descongestione el Callao y todo Lima en general”, afirmó el directivo.

Vuelos anuales

De otra parte, Eduardo Jáuregui exigió la continuidad anual de la frecuencia entre Pisco – Cusco y Cusco – Pisco, a fin que las agencias de viajes de ambas ciudades puedan programar sus paquetes turísticos.

“Con un servicio estacional de tres o cinco meses no se podría programar los paquetes turísticos. Para eso necesitamos la confiabilidad del servicio anual”, sostuvo el dirigente empresarial.

En ese sentido, el titular de Capatur adelantó que próximamente se conformará una mesa de trabajo en la que se incluirá a los representantes de la aerolínea Latam para así asegurar la venta de la mencionada ruta en forma anual.

“En este año, que se han reanudado los vuelos entre Cusco y Pisco, la afluencia de turistas internacionales es cada vez más creciente. Los vuelos a Pisco llegan, en promedio, con un 85 por ciento de su capacidad y con señales positivas a incrementar ese porcentaje”, declaró.

Jáuregui agregó finalmente que, tras concretarse el servicio anual entre Pisco y Cusco, podrían sumarse otras aerolíneas y así ampliar y mejorar el servicio aéreo en beneficio al viajero cusqueño e iqueño.

A la reunión entre Capatur y ADP asistieron el gerente general de ADP, Evans Avendaño; su gerente de Operaciones, Rodulfo Bazán; ejecutiva de Desarrollo de Negocios, Roxana Noguera; gerente de Aeropuerto, Ricardo Vélez, y la coordinadora de Relaciones Institucionales, Marielle Tellería.

Se sumaron a la cita la alcaldesa de Paracas, Rosario Ramírez, y representantes de los hoteles Aranwa, San Agustín y Hilton, así como el vicepresidente de Turismo de Capatur, José Rosas, y el representante de la Bodega Villacuri / Pisco Buena Cosecha, Jason Astete.

Deja tu Opinión :