Municipalidad de Ica rendirá homenaje al Señor de Luren al cumplirse cien años del incendio de su templo - El sábado 23 de junio, desde el mediodía

El Ing. Javier Cornejo Ventura, alcalde provincial de Ica, confirmó la realización del homenaje al Señor de Luren de Ica, al recordar los cien años del trágico incendio de su sagrada efigie y de la antigua iglesia del Cristo Moreno, ocurrido el 23 de junio de 1918.

En tal sentido, las autoridades municipales, funcionarios, trabajadores empleados, obreros, contratados, cesantes y jubilados, rendirán homenaje al Cristo Moreno el día sábado 23 de junio, a partir de las doce del mediodía, esperando el paso de las sagradas andas por la Av. Municipalidad. Se ha dispuesto la colocación de un estrado de honor, coro especial, alfombra de flores y el tradicional arco para el paso triunfal del Señor de Luren de Ica, derramando sus bendiciones al pueblo iqueño.

El burgomaestre hace extensiva la cordial invitación a la ciudadanía iqueña y al público nacional y extranjero, a compartir momentos de emoción y gratitud en compañía de nuestro santo patrón, renovando su compromiso de seguir trabajando por la próxima culminación de la obra anhelada por los millones de fieles devotos: la construcción del nuevo Santuario del Señor de Luren de Ica.

En el marco especial del mes de junio, mes de la identidad iqueña, cabe citar al Abog. José López Melgar, investigador histórico de Ica, quien escribe lo siguiente: “Este año, en nuestra ciudad, se recuerdan 100 años del acontecimiento más importante y trágico, que fue el devastador incendio del templo e imagen del Cristo de Luren; quedando aquel día, como una de las fechas más infaustas en la historia de nuestra ciudad. En esta oportunidad, les relataré sobre el suceso que conmovió a la feligresía local y nacional.

El domingo 23 de junio de 1918, después de la acostumbrada misa dominical de las ocho de la mañana, el párroco Domingo Pacheco se retiró del templo, cerrando toda puerta de acceso al lugar, hasta la siguiente misa en horas de la tarde. Pasó solo una hora después que los movilizables que se hallaban haciendo prácticas militares en la pampa de Manzanilla, se dieron cuenta que de la Iglesia de Luren salía una humareda intensa, fue así que de inmediato fueron a comunicarle al párroco de lo observado, pero éste, indicando que era imposible un incendio por haber dejado todo en orden antes de salir, no les prestó atención. Los pobladores desesperados inician todo esfuerzo por aplacar las llamas, el único pozo que había en la plazuela, no abastecía con suficiente agua, trataron de derribar la puerta principal, la misma que les costó buen tiempo.

Al abrir la puerta, los vecinos consternados e intranquilos, que se encontraban en buen número en la plazuela de la iglesia, vieron que el altar mayor donde se situaba la imagen, estaba totalmente en llamas, al poco rato el Cristo cayó al piso. De todas formas se buscaba la manera de ingresar a rescatar la imagen, pero las llamas impedían todo acceso. Sin embargo, providencialmente surgió del gentío un hombre osado, quien -cubierto con costales mojados- penetró entre las llamas al rescate de la sagrada efigie. La tensión se centró en la vida del hombre, quien después de un largo tiempo, ante el asombro de todos, salió ileso, trayendo entre brazos a un Cristo casi mutilado.

Momentos duros se suscitaron en toda la ciudad. Ica se declaró en duelo por los siguientes días, cancelando espectáculos y funciones de cine. Toda la noche, el Cristo carbonizado fue velado en su plazuela, todas las mujeres con velos negros en señal de duelo, acudían a llorar al Señor de Luren.

Al día siguiente, una comisión compuesta por vecinos, encabezada por don Alberto Cierra Alta Herrera, fueron a la Parroquia de Hanan, situada en la hoy plazuela Barranca, a solicitar al Rvdo. Padre Antonio Meléndez Méndez a que oficiara una misa para poder de alguna manera consolar al pueblo, debido a que el párroco de Luren, Domingo Pacheco, había huido de la ciudad, temeroso de la reacción de los vecinos por la actitud indolente ante el incendio”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *